Publicación en el mundo "dossier Los Celtas en España"

Los celtas en España
Llegaron a la Península antes que los griegos y, en contacto con los íberos, desarrollaron una original fusión cultural. Belicosos y exquisitos artesanos, los celtas renacen hoy de sus cenizas gracias a una ambiciosa exposición en la ciudad de Ávila, que fuera uno de sus míticos reinos antes de la invasión romana.

Los guerreros del sol
Los celtas suscitan cada vez mayor interés, en especial los que habitaron el territorio de la Península en la Antigüedad. Procedentes de las estepas asiáticas, pusieron hace 5.000 años uno de los puntales de la identidad peninsular con que se encontraron griegos y romanos a su llegada a Iberia. Pero es el misterio de su origen y su marcada personalidad, reflejada en tradiciones de folclore y en leyendas medievales, lo que suscita mayor atracción.

El catedrático de Prehistoria y miembro de la Real Academia de la Historia Martín Almagro-Gorbea, impulsor de la exposición "Celtas y Vettones" que se muestra en Ávila hasta el 9 de diciembre, explica los misterios que aún rodean a este pueblo, que fueron citados por primera vez por los griegos Hekateo y Heródoto como habitantes del Occidente.

Celtiberia, una cultura autóctona

Alejada de las corrientes continentales por su situación periférica y sometida a la influencia ibera, la cultura celta desarrolló formas autóctonas en la Península, con un arte que es consecuencia de la fusión de las tradiciones ibérica, helenística, romana y de La Téne.
Alberto J. Lorrio, profesor titular de Prehistoria de la Universidad de Alicante, estudia las diferentes etapas de ocupación del territorio peninsular, las necrópolis y los poblados celtas y las sucesivas organizaciones socioeconómicas de la población celta.

El país de los verracos

Bautizado por los clásicos como Vettonia, el territorio que hoy ocupan Ávila, Salamanca y parte de Zamora, Cáceres y Toledo estaba ocupado por un pueblo ganadero, que dejó cientos de esculturas de cerdos y toros.
Jesús R. Álvarez-Sanchís, profesor del Departamento de Prehistoria de la Universidad Complutense de Madrid, analiza cómo fueron las aldeas y poblados celtas, las técnicas constructivas de las murallas defensivas y la organización interior de los llamados "castros vettones".

Resistencia a Roma
Dos siglos tardó Roma en dominar militar y culturalmente a los pueblos celtas de la Península, más resistentes a la asimilación que el mundo íbero. María Mariné, directora del Museo de Ávila, sintetiza el complejo proceso de romanización de la Hispania céltica y los elementos que finalmente contribuyeron a la integración del territorio.

http://www.elmundo.es/ladh/numero36/dossier.html

Paloma García Díaz

No hay comentarios:

Publicar un comentario