La Conquista de los Hijos de Danu (Conquista de Irlanda III)

Los Tuatha de Danann descendientes directos de Nemed se convirtieron en los dioses principales, lucharon mano a mano con los atenienses contra los filisteos. Pero estos últimos se hicieron tan peligrosos que tuvieron que huir buscando un nuevo lugar de residencia, y portando con ellos los cuatro elementos mágicos por excelencia, la Lia Fail, la Lanza de Lugh, el Caldero de Dagda y la Espada de Nuada emprendieron el camino hacia unas nuevas tierras.

Primero se establecieron en Escocia, pero pronto quisieron lo que por derecho era de ellos y el 1 de mayo desembarcaron en Irlanda, fecha en la que se celebra, Beltaine, y en muchos lugares se cree que es por el día que los Tuatha de Danann llegaron a Irlanda.

Lo primero que hicieron fue quemar las embarcaciones de los Firl Bolg para que no pudiesen huir. Tras la batalla los Tuatha de Danann vencieron pero después fueron los Formorianos los que comenzaron el ataque.
Los Tuatha de Danann estaban gobernados por Nuada, pero en una de las luchas contra los Fomorianos Nuada consiguió vencer a Connacht rey de los fomorianos, pero perdió un brazo en el intento. Armind le hizo un brazo de plata, pero ya no podía seguir reinando ya que en las leyes decía que ningún rey podía ser imperfecto o estar incompleto.

El hombre elegido para reinar fue Bres hijo de un Fomoriano y una mujer, la única condición impuesta fue que abdicaría si el pueblo no estuviese contento con su forma de reinar. Pronto comenzó a favorecer a los Fomorianos y cuando finalmente conoció sus raíces empezó a crear un ejército para derrotar a los Tuatha de Danann.

Pero algo mágico ocurrió, el brazo de Nuada comenzaba a molestarle, una infección se extendía por su piel por lo que decidieron que lo más seguro para su salud era retirar el brazo de plata. Nuada mandó llamar a Miach, el cual tras observar la idea mandó localizar el miembro real y volvió a colocárselo, entonó un hechizo y Nuada se curó en pocos días, recuperando su puesto de rey.
Se celebró por todo lo alto, y durante la celebración apareció un invitado que no esperaban, respondía al nombre de Lugh y venía a ofrecer sus servicios al rey Nuada. Nuada lo admitió pero tenía que pasar antes una prueba que Ogma le tenía preparada. La prueba consistía en lvantar una losa del palacio y lanzarla, Lugh no tuvo ningún tipo de problema para realizar dicha prueba.

Durante siete año prepararon al ejército y forjaron las armas para la batalla final contra los fomorianos, esta batalla comenzó en vísperas de Samahin y fue muy larga. Balor logró matar a Nuada con su mirada, veneno mortal para quien se cruzase con ella, pero Lugh arrojo con su honda una piedra al mismo ojo de Balor, terminando con el, tal y como la profecía había anunciado ya que Lugh era nieto de Balor.

Los Tuatha de Danann contaron con la ayuda de Morrigan y otras diosas de la Guerra y recuperaron Irlanda

Fuente: (El mundo mágico de los celtas)

Paloma García Díaz

No hay comentarios:

Publicar un comentario